Despedida a la temporada del Brócoli Mecánico con goles ante Real Murcia Féminas en el homenaje a Leire. (3-3)

 Concluyó la temporada para Lorca Féminas con un entretenido encuentro que finalizaba con empate a tres goles, en el que deportivamente sólo estaba en juego la honra deportiva de ser derby autonómico, una vez los dos equipos no tenían ningún objetivo de puntos para sus respectivas clasificaciones. Desde hacía ya dos jornadas que las brocolitas estaban salvadas de un descenso a la categoría autonómica y que las capitalinas ya no podrían aspirar al play-off de ascenso, pese a haber sido campeonas de invierno allá por diciembre.

Leire en saque de Honor
Leire hace el saque de honor en el partido homenaje del Lorca Feminas

Un muy principal aliciente tenía lugar antes de que el colegiado del encuentro decretara el inicio, cuando hizo rodar la pelota Leire, una niña lorquina que padece cáncer. Sobre el terreno de juego, con su familia, en compañía de las jugadoras del equipo de su tierra y con el aplauso de los presentes, la jovencísima chica de mofletes colorados y pañuelo pirata recibía el reconocimiento a su dura pelea y esperemos que un ánimo que contribuya a que no desespere mientras recibe el tratamiento médico para tan cruel e injusta enfermedad. Como en tantas ocasiones grita la grada del Mundial 82 a sus jugadoras, ¡sí se puede, Leire!

Volviendo al duelo deportivo, un juego llamado fútbol consistente en darle patadas a una pelota para introducirla en la portería rival y hacer que los tuyos se sientan (momentáneamente, más o menos, según cada cual) felices al tiempo que las oponentes procuran lo contrario, cabe decir que resultó bastante entretenido, y que durante dos horas consiguió acaparar nuestra atención y nos pareció de una importancia notable lo que le sucedía a la esfera de cuero del balón.

Las granas salieron claramente más enchufadas a un encuentro que no tuvo compases iniciales de tanteo, y a punto estuvo de transformar en gol los despistes defensivos locales la lorquina Ana López, quien hace ya tanto tiempo partiese de la Ciudad del Sol para enrolarse en equipos de Alicante y Murcia. Pero no fue así, y seguidamente y para respiro de la grada parece que las blanquiazules se conjuraron para evitar relajaciones y no repetir el fiasco de una semana atrás en tierras de Elche, cuando cosecharon una sonrojante derrota.

Aroa contra el MurciaLa respuesta por las lorquinas vino a cargo de sus “toconas” del centro del campo. Competitiva como pocas, destacaba Aroa, quien se ponía a la batuta e intentaba darle sentido al ataque blanquiazul. Las defensas de ambos conjuntos estaban realmente timoratas, y serían claramente superadas por los ataques a poco que estos se entonaron. Siempre costará más en un partido intrascendente el esfuerzo de subir al ataque que el de bajar, y más con el Sol apretando.

 

Pese al dominio inicial visitante, concretado en disparos afortunadamente para las locales no dirigidos entre los tres palos, fue la cartagenera Estefy quien gozaría para el Brócoli Mecánico de la ocasión más clara para embocar a gol frente a la fragilidad defensiva rival. Asistida en profundidad por Carla, la vaselina de la máxima goleadora blanquiazul salió rozando el poste izquierdo de Maica, con la gradería cantando el tanto. Sí acertaría para las capitalinas su extremo izquierda Carmen Fresneda, que aprovechaba un saque de falta sorpresivo y la pasividad defensiva de las lorquinas para batir de tiro cruzado a Aurora. Mal endémico de la temporada éste de encajar goles con demasiada facilidad. Hasta 48 goles han recogido de las propias redes, frente a los sólo 19 de la temporada anterior, por establecer una referencia. Ni tantos ni tan pocos parecería algo más normal. Sin duda un dato clave de la temporada éste de los goles concedidos, asunto éste consecuencia de un número realmente prolijo de factores que han ido aconteciendo al cuadro de Víctor Dus.

La sevillana Cano, uno de los faros que ha iluminado el juego del equipo jornada a jornada, entraba en acción a continuación. Primero a balón parado sirviendo un balón milimétrico a la cabeza de Blasa y a continuación con una jugada por la banda derecha que finalizaba en un servicio cruzado para que Estefy cediera a Aroa de pecho. Mostrando que no estaba nada dispuesta a que las cosas quedasen así.

Defendiendo de nuevo los colores del Real Murcia tras su paso por Lorca, Andrea Totana recordaba sus peligrosas entradas con la banda, y aunque sus centros no hallaron rematadoras pimentoneras, en un disparo a portería junto al poste izquierdo sí que encontró la respuesta de Aurora con sus manos en lo que habría supuesto un segundo gol y una cuesta arriba difícil de manejar para las de Dus.

Estefy dedicando su Gol a Cristina Hernandez
Estefy dedicando su Gol a Cristina Hernandez

Por suerte para las brocolitas, en un balón de falta llegaba el empate. Con el largo recorrido que es capaz de imprimirle al balón, la zurda de Carla se encargaba de hacer llegar el esférico a la corona del área, donde Julia prolongaba de cabeza para que Estefy ejecutase su segunda vaselina de la mañana para en esta ocasión sí lograr el objetivo del gol brillantemente. Una auténtica bendición la segunda vuelta de la cartagenera.

Y no sólo de cara al gol, porque Bauti también ha hecho jugar al equipo en ataque con su capacidad de proteger y distribuir balones de espaldas a portería. Muestra de ello es la jugada que trenzaba con Carla por la izquierda, y tras varias paredes se encontraba la portuaria hollando en ventaja el área grana para regalar un servicio franco a Aroa, que la de Sabadell intentó enviar a las mallas asegurando con el interior de su pie derecho, pero la trayectoria sólo encontró las manos de Maica, para pena de la media punta lorquina, en lo que hubiera supuesto un gol de bandera.

Belen haciendo el segundo al Murcia FéminasLa segunda mitad comenzó sin tregua, y a la vaselina con mucho peligro pero algo desviada de Carmen ante Aurora iban a responder Belén y su eléctrica velocidad, anticipándose primero a la acción defensiva tras el pase en profundidad de Bea, y a continuación salvando la salida de la guardameta Maica para marcar a puerta vacía. Gran temporada también de la navarra, calando en una afición que ha jaleado sus galopadas, siempre presintiendo peligro cuando conectaba la directa. Enhorabuena.

El partido era de toma y daca, por tanto, y aunque con intensidad de los conjuntos con la pelota, la labores defensivas de ambos conjuntos no iban a ser precisamente de manual, circunstancia que propiciaría la montaña rusa de alternativas en el marcador. Un tanteador que Estefy a punto estaba de aumentar para las blanquiazules en una jugada marca de la casa. Se giraba hacia portería tras control, y ahí es realmente difícil de detener la cartagenera, como pudo comprobar la zaguera grana que ni agarrándola lo conseguía, para seguidamente enviar un obús que impactaba el larguero con estrépito. Parecían despistadas las pimentoneras en esos inicios de la segunda mitad, igual que lo estuvieron las lorquinas al comienzo del partido. Nadie se libraba de una cierta relajación, especialmente en la faceta defensiva, que no para atacar. Atacar es al fútbol como tomar el postre es a la comida, siempre apetece. Siempre hay fuerzas, siempre hay un hueco.

El Real Murcia, si bien la dinámica Marta y Requena tenían un bonito duelo con Alicia y la capitana lorquina Blasa que se puede decir que acabó en tablas, y con la punta Ana atada en corto por Nancy y Julia, conseguía su mayor provecho atacante por el extremo izquierdo con la calidad de Carmen Fresneda, la más destacada por las pimentoneras, ante la voluntariosa Carolina, en progreso pero con la dificultad de enfrentarse a la talentosa ex de SPA. Por allí llegarían el segundo y tercer tanto visitantes, que volteaban de nuevo el marcador, obra de las propias María Requena y de Fresneda (que había asistido en el segundo, además) en sendas transiciones rápidas y en tan sólo dos aciagos minutos. Poco pudo hacer Aurora ante los dos remates nítidos que se alojaron en sus mallas.

Gol de EstefyLas brocolitas ni podían ni debían dejarse llevar a falta de media hora. Dus reaccionó dando entrada a la aguileña Cris Hernández por la canterana en el lateral derecho. Tomaron aire las blanquiazules y a los dos minutos ya habían restablecido las tablas en el marcador. La sevillana Alicia servía en profundidad a Estefy, y ante las centrales granas se hacía el hueco la goleadora lorquina para exigir a Maica un paradón con la punta de sus dedos al remate de diestra. Golpeaba en el travesaño la bola y ni corta ni perezosa se tiraba en plancha con todo la portuaria jugándose el tipo para remachar a gol ante la zurda Paula. Fueron cinco minutos de los de casi no parpadear.

Con aún un cuarto de partido por delante y con el empate campeando los dos equipos siguieron intentándolo, lo que costó algún susto por parte local en un mano a mano en el que Bea se lastimaba su bendecido tobillo. Estuvieron más cerca las grana de llevarse el gato al agua, reclamando un penalti de Cristina sobre Carmen en el que la forma de caer cual peso muerto de la extremo murciana de espaldas a la portería y cercano al pico del área puso alerta al colegiado de que el leve toque por detrás de la aguileña no merecía la pena máxima. Y ya en el noventa, con un tiro demasiado cruzado por elevación de Ana, que no tuvo su día, tras la jugada de extremo y pase de Totana. La última ovación de la mañana se la llevaría Julia tras una arrancada de raza desde atrás, ya en el descuento. El empate final, amén de justo, creemos que satisfizo a ambos bandos, y los goles, muy plásticos, dieron al menos relumbre al choque.

“Para el Brócoli Mecánico, el choque fue un poco como el resumen de la campaña, de altibajos, dudas, de grandes momentos alternados con graves desconexiones. Irregularidad, a fin de cuentas. A quien esto redacta le apetecería decir un “ya lo dije yo en septiembre”. Bueno, de hecho acabo de decirlo, de nuevo: que se iba a sufrir por todas las dificultades acaecidas desde la pretemporada, aunque es de reconocer el esfuerzo y sudor de todas las personas que han contribuido a salvar una dificilísima temporada. Con mayor o menor acierto, claro está, pues se compite contra otros equipos que intentan justo lo contrario en este nuestro deporte del balompié.”

Para la próxima temporada se dispondrá de infinito más tiempo, aunque tampoco es que haya que hacer un arco de iglesia gótica, para planificar e intentar atinar en todo lo posible. No empezar prácticamente de cero se intuye vital en tal empeño, pues cierta continuidad en los equipos es deseable y necesaria. Ánimo e inspiración, Lorca Féminas.

Puesto que resistieron, vencieron.

#LasChicasTambienJuegan y nosotr@s #JugamosConEllas

Por Carlos Pardo

FICHA TECNICA

Brócoli Mecánico Lorca Féminas: Aurora; Carolina (Cris Hernández), Julia, Nancy, Carla, Blasa, Bea (Lucía), Alicia, Aroa, Belén y Estefy (Isica).

Real Murcia Féminas: Maica; Andrea Totana, Amor (África), Cristina, Paula, Krusty, Requena, Marta, Carmen, Ángela y Ana López.